Autor: Eduard Punset 23 agosto 2009

Es cierto que el cerebro —escondido y a oscuras en el interior del esqueleto— no sabe a ciencia cierta el motivo por el que se siente súbitamente amenazado: ¿se trata de un mamut lanudo, una congestión de tráfico o un estrés mental exagerado? El hecho es que los mecanismos para hacer frente a la ansiedad se ponen en marcha; aunque no de la misma manera para todo el mundo.

Si no comportara sufrimientos indecibles, la desorientación total del género humano frente a los desafíos psicológicos de la vida cotidiana podría provocar la sonrisa. Por ejemplo, la mayoría de la gente cree que el estrés siempre se debe a la falta de tiempo y al exceso de la carga de trabajo. Si fuera verdad, los jóvenes a quienes les queda por delante toda una vida y los mayores que han renunciado ya al trabajo no tendrían nunca estrés. No ocurre así en la vida corriente.

FELICIDAD (www.gaturro.com)

FELICIDAD (www.gaturro.com)

Una de las situaciones menos estudiadas y más comunes, sin embargo, es la de las almas supuestamente sensibles, a las que la pobreza y el dolor de los demás hace vivir con amargura. ¿Puede haber una situación más digna de compasión y hasta de admiración que la de aquella persona susceptible de empatizar con el dolor de los demás hasta tal punto que el solo conocimiento de la desdicha en que han caído los otros puede amargarles la vida a ellos?

Una amiga muy inteligente —eso sí, siempre amargada por las razones hasta aquí esgrimidas— me expresaba sus sentimientos con estas palabras: “La felicidad no viene sólo de dentro. Hay gente a la que le ha tocado vivir una realidad vital penosa y desesperante; no se puede negar esto. Y el dolor de estas personas, aunque no las conozcas, también es mi dolor”.

Cuando intenté hacerle ver que al asumir el dolor de los demás como propio se agranda la masa del dolor perceptible —más gente se hace infeliz—, me replicó: “Es verdad, estoy llena de odio hacia quien hace daño a los demás o a la naturaleza por egoísmo o avaricia. No me sobran motivos, pero ciertamente lo llevo al extremo”.

A nivel social estamos describiendo la situación de personas no necesariamente mal intencionadas, sino todo lo contrario, que actúan como virus contaminando su medio mediante acusaciones constantes hacia fuera y rencores hacia dentro. A nivel político, estamos apuntando a personajes que, en lugar de buscar remedios en el consenso con los demás, les achacan a éstos todo tipo de tropelías por el simple hecho de ser como son y ver las cosas de forma distinta.

La riqueza de la vida microbiana no ha sugerido a estas gentes ningún valor ejemplarizante. Les habría bastado, no obstante, analizar los mecanismos del famoso quórum bacteriano: antes de decidir si son suficientes —si todas juntas tienen la fuerza y razón necesarias— para invadir un nuevo espacio en la boca ocupada de los mamíferos, antes de tomar una decisión tan seria como la de establecerse por millones de individuos en una parte de las encías, las bacterias someten a murmullo, ¿votación?, consenso, la decisión contemplada.

El dolor de los demás no es razón suficiente para amargarse la vida y amargársela al resto. Paliar aquel dolor no depende de generar mayor amargura; la solución pasa por elaborar nuevas estrategias de innovación y cambios de opinión que activen el quórum necesario para efectuar el trasplante. El propósito de cambiar el mundo no pasa por estigmatizar a la otra mitad y repartir, como los virus en un organismo, las agresiones y el mal humor. ¿Tan difícil es aceptar que la felicidad de los demás pasa por no tener derecho uno mismo a ser infeliz?



65 Respuestas to “¿Se puede ser feliz rodeado de infelicidad?”

  1. Gaspar H.:

    Quizás no deba saber usted Juan, que cuándo se deteriora o se destruye las áreas del cerebro que producen la emoción del miedo, comprobado en animales, estos sentían un estado de placidez permanente y se hacian mansos y dóciles. La felicidad debe ser algo así como sentirse plácido, seguro, confiado y en una aptitud positiva y alegre, como dice Maria-Iris en su comentario “…con buena voluntad ante lo que nos rodea…”. Lo contrario es generador de desconfianza y desasosiego, en definitiva de miedo. Ya en un estudio reciente se comprobó que los bebés que eran sentados en el cochecito de paseo mirando hacia los padres, al cabo de los años estos eran más sonrientes, inteligentes y extrovertidos que aquellos que los sentaban mirando hacia delante, hacia mundo de sobresaltos que les generaba estrés y miedo, lo cual indica que la felicidad, aparte de ser una aptitud, tambien tiene su huella en la contrucción de la personalidad, como ya indico en otro programa de Redes 2.0 el Sr. Eduard.

    La infelicidad es el precio que pagamos para ser libres
    http://www.eduardpunset.es/blog/?p=144

    Creo que lo que se propone en este entrada es un aptitud positiva ante algo irremediable y premeditado desde esferas políticas por ejemplo.

  2. Pedro J:

    No creo que la felicidad sea inalcanzable, otra cosa es la felicidad plena.

    Cuando eres un niño tampoco eres feliz plenamente ya que magnificas tus problemas, ese creo que es el kit de la cuestión, cuando egoistamente te centras en tus problemas pierdes la perspectiva, si tomamos una vision panoramica de la infelicidad resulta mas facil apreciar su importancia.

    El termino felicidad es relativo a cada persona, una persona es feliz por el simple hecho de levantarse por la mañana al lado de la persona que quiere, o por ver a su hijo jugar, yo pienso que la mejor manera de ser feliz es ir marcando objetivos asequibles, factibles, de esa manera no caes en la frustración; Tenemos que ser realistas y apreciar las cosas que tenemos (defectos y virtudes), superar los problemas afrontandolos y no hacer los problemas de otros los tuyos propios, sino tratar de ayudar a esas personas a alcanzar la felicidad ademas de ser solidarios ya que tus problemas comparados con los de millones de personas son minúsculos..

    Desde mi humilde punto de vista si no eres feliz es porque no quieres, ya que la felicidad la puedes encontrar en cualquier sitio, solo tienes que buscarla y disfrutarla..

    Yo soy feliz, toda mi vida he sido feliz en mayor o menor medida.. he pasado por momentos en los que no encontraba tanta felicidad pero siempre ha estado presente en mi vida.

    Hacer el bien y disfrutar de la vida, los malos momentos pasan y los buenos perduran para siempre en la memoria

    CARPE DIEM

  3. Alfonso Garcia:

    Eduard, tus palabras me hacen sonreir. Se de otra persona que necesita leer esto, pero no puedo enviarselo desde tu página por email. Sugiero que añadas esa función (si no es mucha molestia), y nos permitas empezar a crear ese murmuro de cambio de actitud. Gracias

  4. gines:

    Estupendo articulo, pa no variar, estoy de acuerdo con Rodaimos. Yo pienso que no hay que confundir felicidad con estupidez. La felicidad está bien, sobre todo para los ricos, que son muy tristes, aunque yo no comprenda de que haya que estar tan feliz con la que esta cayendo, lo que si encuentro es que la estupidez es mortal, y creo que el ser humano no tiene derecho a apostar por la imbecilidad. Con Franco Mussolini y Hitler todos eran felices mientras duro y mira la basura que dejaron … Hay un pais asiatico ¿Birmania? donde los niños apenas ven a sus padres los fines de semana, y por consiguiente quieren a su dictador, que esta en todas las peredes, mas que a sus padres … y si les reguntas, son tambien muy felices. Pero esta clase de felicidad segun yo entiendo no es felicidad … es estupidez alegre, con origen en la innoble doblegacion de los niños en el colegio. Segun tengo entendido se trata de un concepto enconomico, por el que a los seres improductivos, niños y ancianos, se les puede tratar de cualquier forma.

    La felicidad, que yo comprendo, solo puede surgir del conocimiento. La inteligencia es totalmente necesaria para darse cuenta de la estupidez. Una vez te das cuenta de la estupidez dejas de hacer cosas estupidas, como ser nacionalista, religioso o romper hipocampos por negocio. Mientras que si no te das cuenta las seguiras haciendo siempre, y excluyendo cada vez a mas gente. Y ahora tenemos otra multitud cada vez mas grande de personas excluidas, victimas de la gentamicina gracias al sistema medico alegre. Esta medicina segun la OMS, rompe el hipocampo. Y la pregunta es:

    ¿Como vamos a ser felices si la gente no se da cuenta de la necedad que la rodea y cada nueva estupidez puede acabar en otro millon de muertos? ¿Como puede asegurar alguien con su hipocampo intacto, que una persona a la que se le ha roto el hipocampo con la gentamicina, puede ser feliz, si no sabe lo que le esta pasando por dentro? Creo que todos sabemos la respuesta: Negocio, en este caso farmaceutico y politico.

    El sistema no se hace cargo de estos errores – Esto en el resto de los planetas se conoce como insolidaridad, ó maldad que es lo mismo, pero a la gente se les ha hecho creer que es “un mal” necesario. Mientras haya negocio, a todos nos dan igual los excluidos. Ya me lo dijo una vez un comercial: “Tu amigo Zapatero me ha estropeado un negocio con lo de parar la guerra de Irak” – porque tuvo que retirar un pedido … y los niños y personas que iban a morir o quedar mutilados y luego excluidos, no importaban, solo importaba el negocio.

    Si el ser humano por consenso general es mas o menos: percepcion experiencia memoria memoria memoria y accion, ¿como puede ser feliz un excluido al que se le ha dejado sin hipocampo – es decir sin memoria – exponiendolo alegremente a la gentamicina, solamente para sostener y dar excusa y redito puntual a un sistema medico al que no interesa el ser humano? Si alguien tiene la mas minima duda que vaya a un doctor cualquiera de la seguridad social en cualquier parte de España y le pregunte por las funciones o regiones del cerebro y sus consecuencias en la enfermedad que esta padeciendo y comprobaran que no tienen ni idea. Asi de simple: no saben nada del ser humano ¿Como es posible esta ignorancia sobre el cuerpo humano, a estas alturas, en especialistas que forman la totalidad de nuestro espectro sanitario? – con honrosas excepciones de las que todavia no conozco ninguna, pero alguna habra – digo yo?. Pues tal es el desinteres que tiene el sistema medico por el propio cuerpo humano y Ramon y cajal vivio aqui hace cien años … por los siglos de lo siglos amen. Eso es lo que nos venden, y a tragar farmacos.

    La historia es asi: el niño sensible tiene alergias – estas se combaten (ó combatian) con gentamicina … y el niño se queda sin hipocampo. Se podian haber combatido con un trillon de tecnicas naturales, que los hubieran curado por completo, pero no. O sea que el niño al poco tiempo se queda en la nada – para siempre. Y hablo de esto porque son millones y posiblemente nisiquiera sepan lo que les este pasando, porque si lo supiesen seria la ruina del sistema medico alegre y alguno tene la ocurrencia de ir a una consulta de un neurologo feliz, les dira que no tiene nada … otra caracteristica del sistema: ocultar los errores.

    Evidentemente las personas a las que se le ha eliminado el hipocampo con la gentamicina son personas que no han estado nunca en igualdad de condiciones con nadie, porque sin memoria es extremadamente dificil el aprendizaje. Por otro lado son personas que no entienden lo que esta ocurriendo alrededor puesto que las señales que llegan a sus cerebros son mero ruido. Lo mas sencillo les requiere esfuerzos extraordinarios. El sistema medico los ha convertido en poco mas que vegetales. Si tienen suerte y son conscientes de lo que les está pasado, se dan cuenta enseguida de que nadie va a pagar por este estrepitoso error en contra de su persona, y por ultimo veran que nadie esta interesado en su caso, ni lo estarán en un futuro breve. Su recuperacion por tanto, no para ser feliz, sino para ser normal, parece imposible. Son simplemente “excluidos”, errores que tendran que malvivir el resto de sus vidas, sin un solo dia en paz.

    El sistema, dada su ineficacia, cuenta con que debe haber un porcentaje de excluidos como los niños de la talidomida, excepto que en que este caso las consecuencias de la destruccion fisica se notaban a simple vista, mientras que en el caso de la destruccion de hipocampos no se ve nada y da la trenmenda casualidad de que se considera socialmente aceptable el que si destrozamos a otros, en paises lejanos, ó en partes de su cuerpo sin dejar rastro, como el cerebro, de forma que no se vea nada, entonces esta bien el “hacer nuestro Agosto”. No me gusta este tipo de felicidad basada en la inconsciencia el egoismo y la ignorancia de los problemas, que es de la que parece se esta hablando hoy en día: una felicidad que sigue aceptando alegremente las exclusiones. Espero que progresemos rapido, porque con excluidos solo reconocemos nuestra imponente impotencia.

    Sinceramente, aunque espero equivocarme de corazon, no veo grandes posibilidades de felicidad en personas que han sido mutiladas de esta forma, con una respuesta por parte del sector medico invariable: “Ah perdon yo no lo podia saber en aquel entonces”, como respuesta de la ciencia medica, apoyada por la iglesia que todo lo perdona, sólo para que el resto pueda ser inconscientemente feliz, dandose la curiosa contradiccion de que despues de practicar estas atroces mutilaciones, parece ser que la mayoria de la gente que las aprueba y las considera necesarias … ni siquiera es feliz.

    Salud!

  5. Webs, noticias, curiosidades, artículos… » El blog de DROBLO:

    […] http://www.eduardpunset.es/blog/?p=283 […]

  6. maria-iris:

    Gines, si queremos un mundo mejor, debemos pensar en los jovenes de hoy que serán quienes gobiernen el mañana.
    ¿Que pasa con el botellón? ¿es de sabios eso?.
    ¿Qué pasa con la dorga? ¿es de listos eso también?, hay mucha juventud en ella.
    Nuestros jovenes, la mayoria, no todos, no matan en la guerra pero matan su futuro. Ultimamente parece ser que no escogen tener un sentido pensando en ser alguien que pueda aportar justicia preparándose vivendo sano, para colaborar en esa edad madura quizá ejerciendo en un puesto de trabajo vocacional donde integre beneficio personal con beneficio hacia la unidad, el progreso y el respeto por el hombre.
    El placer de viajar de salir mucho, está alargando las carreras provocándo también mayor gasto de dinero, sin beneficio para nadie, y quienes trabajan y lo funden en fines de semana no están pensando en mañana, les mueven los excesos.
    No hagamos separación por ideales, hoy estamos fallando todos. Pero como somos listos (con un poco de guasa) y se valora mucho eso, cambiemos de hábitos, pongamos sentido común y entreguemonos de verdad, porque especular es fácil, pero estar aqui ahora, en nuestra realidad cercana, cuesta más.
    ¿Por que no se protege y se cuida al de al lado, mostrándole cara a cara y con razonamientos que muevan, lo estupido que es hacer ciertas cosas, o simplemente no permitiendo estar uno ahí viendolo y tolerándolo?.

    No se hace porque el concepto libertad se ha comido con su ambiguedad la importancia de una vida sana con avance y en equilibrio que está por encima de cualquier escusa.
    Pensar en las desigualdades es humano, empecemos pues a trabajar en nuestro terreno moviendo todo buscando la unidad integrando.

  7. Paki:

    ¿La felicidad del ignorante?????…yo diria mas bien, la sabiduria del ignorante…cuanto mas conocimientos, mas dudas….la verdad esta siempre en lo mas simple….y la felicidad consiste en encontrar tu verdad…y en aceptar lo que no tiene remedio…y si tiene remedio pues luchar….la vida siempre es lucha…hasta para morir hay que ser valiente y luchar hasta el ultimo soplo de vida.

    Me encanta los temas que trata en su blog Sr.Punset

    Saludos

  8. mona:

    Por favor Paki, puede explicar las estas afirmaciones que hace en su comentario: “la sabiduria del ignorante” y “la verdad está en lo más simple”.

    El resto del comentario, a partir de donde dice “…la felicidad consiste…” habla de responsabilidad. Su comentario me parece de persona altamente influida por sus propios pensamientos. Recuerde que el ser humano tiene la “digna” de engañarse a si mismo todo el tiempo incluso dejase dominar por sus engaños.

  9. rosa:

    Es maravilloso sentirse feliz a pesar de las circunstancias…maravilloso….¡probadlo!….no es dificil, es tan solo una actitud..es confiar en que todo saldrá bien sea cual sea el final de lo que nos preocupa…….auntomaticamente algo cambia dentro de nuestra mente.
    Y esa actitud ayuda a la vez a los de alredeor, a quien no lo es o no puede serlo…ayuda mucho…transformando el ambiente y a las personas que nos rodean. Es pura magia.

  10. Baxxter:

    Creo que la felicidad es un término demasiado ambiguo como para tan siquiera plantearnos alcanzarla, puesto que incluso en el remoto caso de llegar a ella no lo sabriamos. Una ¿virtud? dejemoslo en característica del ser humano es la ambición, en todos los ámbitos de la vida, y es por eso por lo que jamás podra ser feliz (la felicidad podria ser un estado infinito), en cuyo caso lo llamaríamos “conformista”, término que en la mayoría de casos se tiene por un defecto.

    Lo mas cercano que el ser humano podrá estar de la llamada felicidad es mediante la ausencia de dolor, físico e intelectual (razón ya esgrimida por los filósofos de la antigüedad).

    En todo caso, es una utopía.

    Perdón si he divagado demasiado.

    Un saludo a todos.

  11. Paki:

    Mi aclaracion para Mona….

    La sabiduria del ignorante para mi es aquella que poseen las personas llamemoslas.. por ejemplo: sin cultura, sin conocimientos academicos, personas anonimas, sin voz…pero sin embargo y ahi esta la paradoja poseen una riqueza tan grande de la que ellos mismos no son concientes…poseen la sabiduria que les enseña el propio vivir..basada en su observacion no desvirtuada por conocimientos adquiridos por otros medios…yo diria su escuela es la vida…Este sabio es un ignorante en el sentido de que no esta contaminado por opiniones, razonamientos impuestos, intereses…para mi personalmente es un ser libre….capaz de crear lo que realmente cree…pero basandose en la realidad de las cosas.
    Yo contantemente me encuentro con muchas personas asi…no van vanagloriandose por la vida…al contrario con su vida lo vanaglorian todo.
    Con respecto a “La verdad esta en lo mas simple” me refiero a que si profundizaramos en las cosas mas sencillas, menos complicadas y lo que llevan escondidas detras, nos acercariamos muchisimo a la verdad de las cosas….para mi la verdad siempre esta visible, solo hay que saber verla…la verdad brilla siempre con luz propia…para mi la verdad y no me refiero a MI VERDAD, si no a la verdad de la vida, el encontrarla es lo que me hace mas feliz, por encima de todas las demas cosas…y yo la encuentro en las cosas mas simples…a mas conocimientos mas dudas…

    Me encanta esta frase que lei por ahi…
    “Cuando no sepa por donde salir…salga por donde entro”

    Hay una cancion de Silvio Rodriguez llamada..

    “Yo digo que las estrellas” os pongo esta estrofa..

    Yo digo que las estrellas
    le dan gracias a la noche,
    porque encima de otro coche
    no pueden lucir tan bellas.

    Y digo que es culpa de ella
    ”de la noche” el universo,
    cual son culpables los versos
    de que haya noches y estrellas

    Yo digo que no hay más canto
    que el que sale de la selva
    y que será el que lo entienda
    fruto del árbol más alto”

    Esta cancion resume muy bien lo que quiero decir ….solo hay que saber, o querer, o poder “verla”.

    Con respecto a que soy una persona altamente infruida por mis propios pensamientos quiza parezca que si…pero es todo lo contrario, siempre soy muy acertiva y critica en todo, siempre intento verlo todo desde todos los puntos de vistas posible, hasta que creo que doy en un punto exacto…entonces lo pongo en practica.. porque al final siempre son los resultados lo que hablan por si solos y demuestran la verdad… estos resultados son los que me dan o no la razon me dan la razon…como la verdad que la alumbra

    Saludos

  12. Miki:

    A la pregunta formulada: ” ¿Es posible ser feliz rodeado de infelicidad?” cabría añadir a esa pregunta otra questión: ¿ Que es la felicidad?, puesto que la felicidad para uno no es la misma que para otros. Pongamos dos casos claramente diferenciables( felicidad espiritual, y felicidad material):
    Una persona puede ser feliz con nada, puesto que lo es, simplemente, por el mero hecho de estar por ejemplo con sus congeneres, siendo feliz y motivo de su felicidad y estado de ánimo la compañía de los seres que aprecia y que lo aprecian.

    El ejemplo número dos sería la persona que sólo puede ser feliz , unicamente poseiendo lo que pretende. El efecto secundario de este tipo de felicidad es que sólo disfruta por un breve periodo de tiempo cuando consigue lo que quería, como máximo 24h, pues cuando ya no es suficiente para ser motivo de felicidad buscará otro objeto que quizás satisfaga su nececidad de felicidad material.

    Dicho ésto se puede observar que la felicidad no es lo mismo para unos que para otros, y que ésta puede venir dada por diferentes factores, como puede ser la relación socio-familiar/laboral, puesto que si no puede ser feliz por esa vía buscará la del ejemplo número 2.

    La felicidad sólo es un concepto que abarca nuestros deseos de satisfacer nuestras nececidades.

    Miguel Ángel L. Hernández. 16 años

  13. maría-iris:

    Miki, la felicidad no depende sólo de uno, somos piezas de un puzzle y ello nos lleva a tener que contar unos con otros. Si falta una pieza el puzzle está incompleto porque el dibujo marca un fallo, y la pieza suelta se pierde.
    El puzzle siempre trae en la caja el dibujo y a él nos debemos, pudiéndo ser uno, por ejemplo, la raiz de un árbol y otro el pajarillo; venimos por nacimiento portando un valor especial, pero teniendo que buscar nuestro sitio y la demarcación de las piezas lindantes, ahí está el trabajo, poder encajar bien con todo lo cercano. Los problemas vienen cuando queremos elegir estar lejos, cuando no admitimos, ni vemos, esa parte que la vida nos pide llenar por origen y queremos estar en espacio de otros.
    El dibujo no es estático, el dibujo en nuestro caso tiene vida y en ella hay movimiento y crecimiento.
    Podríamos pensar que las piezas en un principio están revueltas y que en periodos largos, por épocas, por cultura o por engañosa valoración y apreciación de la realidad, nos llevan a vivir inestables e infelices, desorientados y sin saber, nos perdemos, pero si con interés nos buscamos poniendo esas referencias y nos encontramos, poco a poco contando con los de al lado creamos más armonía. UNIDOS poniéndo sentido hacia el dibujo, todos valemos igual, todos somos necesarios y todos dependemos unos de otros, hasta que cada uno encuentra su sitio y lo vive bien aceptándolo, sabiendo que su vida es mayor en destino creando, porque lo que forma tiene imagen reflejada de ese UNIVERSO al que pertenecemos.

  14. Penélope Sierra:

    Estimado Eduardo:

    Hoy mismo dialogaba con una chica argentina, que no estaba de acuerdo con una frase de Marañón donde decía que” la felicidad es la ausencia del dolor”. Y justo llegué hasta tu blog, que maravilloso encuentro…

    Esta frase la había puesto en mi último post , donde en realidad de lo que yo hablaba es de mi relación actual con el factor “tiempo”.
    Una persona a la que quiero y pertenece a mi entorno personal, se está alejando de la vida, por culpa de un cáncer de pulmón a la edad de 50 años; cosa que aún dramatiza más la situación. En estos momentos sólo puedo aliviar su dolor físico y emocional a base de ternura, respeto e intimidad ( el dolor físico puede ser muy humillante para uno mismo) y requiere del respeto de los demás y la decisión del enfermo, por muy cercanos que seamos a esta persona.

    Pero en realidad tu frase es quizá aún más acertada, al decir que la felicidad es la ausencia del miedo… Y ahora voy a reflexionar sobre lo que comentas, si se puede ser feliz en un entorno como es, con el convivo ahora mismo.
    Creo que si, que en realidad, dejar de serlo sólo puede ser malo para mi y un error para los que quiero ayudar.
    Es difícil, pero se puede, son momentos, instantes, pero si no se hace, no podremos ayudar a quien queramos, y alejamos de nosotros mismo la tranquilidad y la serenidad necesaria para saber, que por ejemplo en un momento como el mío, no debo perder el tiempo en pensar ¿por qué ocurre?, que injusto, que terrible es todo… sólo quiero disfrutar del “Tiempo”.

    Gracias por todo, Eduardo.

    Penélope Sierra

    http://penelopesj.blogspot.com/

  15. agustin fernandez del castillo suardiaz:

    Una idea inmadura de la felicidad, no incluye al sufrimiento y al fracaso dentro de ella.

    Una idea madura de la felicidad y comprometida con toda la realidad que somos, no tiene prisas por esa felicidad, pues en élla, debe estar nuestro compromiso de que el último mono de la clase, alcance, aunque tarde, unas migajas de esa felicidad.

    Abrasarnos de estrés todo los días, nos obliga a buscar seudofelicidades que siempre, nos los da el exterior y no proceden de dentro; pues el cuerpo, que está con sus terminaciones nerviosas abrasado ( fibromialgia) solo quiere respirar y sobrevivir.

    Las ideas de ir a Marte, son los torpedos que alimentan esa seudofeliciadd pendiente de alcanzar e impiden que nos paremos a poensar que tres cuartes del mundo, estan subdesarrolladas, empobrecidas y hambrientas.

    Quiero felicitarle Sr. Punset por esta responsabilidad que se ha echado Ud. sobre los hombros con este programa .